dissabte, 15 d’octubre de 2011

ALGUNOS QUEREMOS GOBERNAR SIMPLEMENTE PORQUE HEMOS GANADO UNAS ELECCIONES Y PORQUE CREEMOS EN NUESTRO PROYECTO.

*Escrit enviat al Diari de Terrassa, aquest diari publica únicament en llengua castellana

A raíz de la entrevista realizada por el Diario de Terrassa al Sr. Carlos Rodríguez Herencia, alcalde de Viladecavalls y ante las declaraciones que hace sobre que “algunos quieren gobernar sólo para llevarse un sueldo” es necesario analizar sus argumentos que califico de poco inteligentes y precipitados.

El grupo municipal de Convergencia i Unió de Viladecavalls ya ha comunicado a la población, mediante un escrito, los motivos por los que no estamos de acuerdo con la gestión que está haciendo este ejecutivo.
Para hacerse una idea, ante la pregunta que yo misma hice al alcalde sobre que es lo que habían hecho desde que están en el gobierno, su respuesta fue: "buscar cosas que se han hecho mal en la anterior legislatura!!!" Creo que este objetivo será fácil, ya que entre sus socios tienen a la anterior alcaldesa y al anterior regidor de hacienda.
Es cierto que cien días de gobierno es poco tiempo para lograr objetivos, pero sí que son imprescindibles para crear una hoja de ruta y esto no lo han hecho. Lo que si han conseguido en tan poco tiempo es provocar tensiones con los distintos grupos políticos y lo que a mi me parece más grave es que han conseguido crear tensiones entre barrios.

Hay que tener en cuenta que de esos cien días, el mes de agosto el Sr. Alcalde estuvo de vacaciones, no seré yo quien diga que no merecidas, pero lo que no es normal es que haya cobrado el sueldo del mes de agosto que no le corresponde, no nos olvidemos que su sueldo lo pagamos todos. Cualquier trabajador que acaba de entrar en una empresa no le corresponden vacaciones, y si las hace por su puesto no las cobra.

El alcalde de Viladecavalls declara que “estamos en crisis y para muchos de ellos (refiriéndose a los regidores de la oposición) es la única oportunidad de ganar un sueldo”. Que poca seriedad! Sr. Carlos Rodríguez Herencia, ¿se le ha olvidado que cuando accedió a la alcaldía , usted estaba en paro? El trabajo que desarrollaba como personal de confianza de su partido ya estaba finalizado debido a las pasadas elecciones municipales y por tanto era de vital importancia conseguir hacer un pacto de gobierno en el cual solo podía ser usted el alcalde. Que ironía!!

Según sus declaraciones su situación es diferente “soy joven y puedo buscarme la vida”. Me parece que desconoce la realidad, ¿que quiere decirnos? Que los miles de jóvenes que no consiguen trabajo, algunos con una formación mucho mejor que la suya, no son válidos? O quizá quería hacer referencia a que los jóvenes en paro no tienen los enchufes que usted puede tener.

La juventud es una etapa de la vida por la que pasamos todos y no se es mejor ni peor por ello. La frescura, las nuevas ideas y las ganas de trabajar no son calificativos que solo se puedan dar en personas que tengan su edad. Pero sí que además de estas calificaciones, otras personas de mayor edad pueden tener experiencia, buen hacer y además pueden aportar dosis de tranquilidad y buen juicio muy necesarias en estas épocas actuales en que la crispación está a la orden del día. Busque a su alrededor seguro que encuentra algún ejemplo.

Puedo asegurarle que nuestro grupo está formado por personas que en su vida personal trabajan, son luchadoras y se ganan la vida como mejor pueden, con sus momentos más buenos o más malos como cualquier hijo de vecino.
Personalmente le explicaré, por si no lo sabe, que yo tengo la suerte de tener trabajo, actualmente trabajo como directora de un Casal de Gent Gran. Es un trabajo que me encanta y en el que puedo poner en práctica toda la imaginación de la que dispongo.
Soy licenciada en pedagogía, entre otros estudios, mi currículum profesional ha sido extenso: profesora en todas las franjas de edad, incluyendo el mundo universitario y la educación permanente de adultos en diferentes materias. He trabajado tanto en la administración como en la empresa privada.

Y por último permítame una recomendación, no siga desprestigiando la imagen de los políticos generando desilusión y alejando a la población de sus representantes. Déjese de populismo. Le recuerdo que Usted en este momento es el representante de nuestro municipio y las necesidades de Viladecavalls están por encima de su carrera política, deje de utilizar el Ayuntamiento de Viladecavalls como trampolín para sus intereses personales.

Cesca Berenguer i Priego
Cap de llista del grup municipal de CiU